Ahorradores de energía. Focos, refrigeradores y Aires Acondicionados.

Imagen de un ahorrador de energía

Una gran parte de la electricidad y el suministro de gas que se utilizan en el mundo provienen de combustibles fósiles no renovables como el carbón y el petróleo. La quema de estos combustibles genera contaminación, que impacta, no sólo al país que la genera, sino a los mecanismos que regulan la temperatura en la Tierra. Por lo tanto, reduciendo el uso de energía en el hogar, en el trabajo y en la escuela, se protege el medio ambiente en todo el mundo.

Los productos inteligentes de ahorro de energía mejoran la eficiencia energética y reducen  el gasto en el consumo de electricidad. Además, disminuyen el impacto de carbono, es decir, la cantidad de energía requerida para producir algo, y como resultado se genera menos contaminación, lo que ayuda a vivir una vida más sostenible y saludable.

Focos ahorradores de energía (LED y fluorescentes)

La iluminación eléctrica representa hasta el 25% de la factura de electricidad doméstica, pero gracias a las lámparas fluorescentes compactas (CFL) y a los diodos emisores de luz (LED) este porcentaje está disminuyendo.

  • Las CFL son simplemente versiones en miniatura de los fluorescentes de tamaño completo. Se atornillan en portalámparas estándar, y emiten una luz que tiene una apariencia similar a las bombillas incandescentes comunes.
  • Los LEDs son pequeños, pero muy eficientes estilos y tipos de focos. Aunque en un principio parezcan más caros que los CFL, los LEDs tienen más valor, ya que duran más tiempo. El precio de las bombillas LED está bajando cada año, debido a que la tecnología de fabricación sigue mejorando.

Refrigeradores ahorradores de energía.

Si se busca reducir el consumo de energía eléctrica en casa, el refrigerador es uno de los principales aparatos con los que podemos comenzar, pues estos representan el 14% del consumo de energía en el hogar, más que cualquier otro electrodoméstico.

La compra de un refrigerador ahorrador de energía puede resultar en ahorros significativos en el recibo de luz, además, de seguir una serie de recomendaciones:

  • Mantener el refrigerador a una temperatura entre 1°C y 4°C.
  • Elegir una buena ubicación para el refrigerador: lejos del calor que generan aparatos como hornos y lavavajillas, y de la luz solar directa.
  • Separar unos cuantos centímetros el refrigerador de la pared para permitir la circulación del aire.
  • Mantener la puerta cerrada tanto como sea posible.
  • Volver a colocar los sellos de la puerta cuando empiecen a desgastarse.

Aires acondicionados ahorradores de energía.

El aire acondicionado es otra fuente importante de consumo de energía en los hogares.

Al momento de comprar un aire acondicionado, es importante verificar su índice de eficiencia energética: números más bajos denotan una mayor eficiencia.

Algunas recomendaciones para reducir aún más el consumo de electricidad en aires acondicionados incluyen:

  • Evitar que les dé directamente la luz solar.
  • Cerrar las áreas que no requieran ser enfriadas o calentadas.
  • Apagar el aire acondicionado en cuartos que no estén ocupados.
  • Mantener cerradas puertas y ventanas mientras el aire esté prendido.
  • Limpiar y reemplazar los filtros.
  • Usar abanicos cuando sea posible.

Otros ejemplos de aparatos ahorradores de energía:

  • Bóileres ahorradores de gas y energía: con un ahorro de hasta 70% en gas.
  • Termostatos inteligentes: son productos y aplicaciones para celular que se “aprenden” la temperatura que deseamos y la controlan.
  • Cargadores solares: permiten reemplazar las baterías y los cargadores eléctricos.
  • EcoSwitch: es un producto que conecta varios aparatos electrónicos y que detiene que pase a la corriente eléctrica mientras no se están usando.
  • Monitores de energía: gadgets que monitorean el consumo de electricidad en casa.